Historias

Distrito, a explicar porqué, si está en quiebra, admite que ‘heredó’ $88 mil millones del 2019

Hasta el pasado mes de agosto, el alcalde de Cartagena, William Dau Chamatt, su secretario de Hacienda, Dewin Pérez Fuentes, y los titulares de otras dependencias, decían que habían encontrado un Distrito en quiebra.

Según el burgomaestre, el Ejecutivo estaba literalmente quebrado por malos manejos de los recursos y por “el hueco financiero que han dejado anteriores administraciones, que han sido manipuladas por las diferentes clases políticas”.

Asimismo, desde la campaña y durante el primer semestre del año, tanto el mandatario como sus funcionarios más cercanos insistieron en que la corrupción se metía al bolsillo “el 70% del presupuesto de Cartagena“, y que por ello es que los entes de control han abierto investigaciones en su contra. “Me quieren tumbar porque saben que estoy protegiendo el presupuesto de los cartageneros“, denunció públicamente Dau, quien durante los primeros seis meses de su Gobierno insistió en que 7 de cada 10 pesos “se los robaban los malandrines” que han gobernado la ciudad.

Justamente, la próxima semana, tanto el secretario de Hacienda como los demás ejecutores del gasto del Distrito deberán dar explicaciones al Concejo sobre esos dos temas.

En cumplimiento de una proposición presentada por 11 concejales, y votada de forma unánime por la plenaria una vez sometida a su consideración, varios miembros del Gabinete deberán acudir a la corporación a responder unas preguntas, entre ellas por qué, a pesar de que durante el primer semestre del año el alcalde y sus funcionarios “informaban en diferentes comunicados que no tenían dinero, ya que la Administración pasada había raspado la olla“, ahora admiten que, entre otros recursos, cuentan con una suma superior a los $88 mil millones provenientes del gobierno pasado.

Además, deberán “informar las razones por las cuales este Proyecto de Acuerdo de incorporación no fue presentado en el primer trimestre“, si para esas fechas ya se tenía claro que en diversas cuentas habían recursos disponibles, provenientes del Presupuesto del Distrito del 2019.

El hecho es que, de acuerdo con lo que Revista Metro pudo establecer, luego de que en diciembre del año pasado se aprobara el presupuesto de este año, al cerrarse fiscal y presupuestalmente la vigencia del 2019 se compararon gastos con ingresos y pudo constatarse que hubo saldos no ejecutados, “luego no es cierto que la actual Administración haya encontrado la ola vacía, como han venido pregonando“, como explicó un concejal que pidió reserva de su nombre “ya que no soy vocero de mi partido, ni uno de los ponentes del proyecto que se discute, y prefiero que sean estos los que nos ayuden a aclarar todas las dudas que aún tenemos“.

Justamente“, agregó, “esos recursos no ejecutados son los que ahora la Administración busca incorporar, pero resulta que el secretario de Hacienda deberá aclarar, con detalles, cómo se pretendió -incluso – declarar en quiebra al Distrito si había recursos no ejecutados en el 2019 en una cuantía superior a los $75.500 millones, además de un superávit de más de $8 mil millones, más $3.565 de fondos especiales y otros recursos con los que siempre contaron pero ya, difícilmente, podrán ejecutar en lo que resta de este año”.

La plata de los malandrines

De igual forma, el secretario de Hacienda, Dewin Pérez, o posiblemente la zarina anticorrupción, Irina Saer Sáker, deberán informar en qué banco o fiducia reposan los cerca de $840 mil millones que el Distrito ha debido ahorrar a fecha 31 de agosto tras haber metido en cintura -como se da por supuesto – a los malandrines que se los robaban en años anteriores.

El presupuesto del Distrito de este año es de más de $1.9 billones. A agosto 31 debía haberse ejecutado cerca de $1.2 billones. Como el alcalde Dau asegura -de forma enfática – que los malandrines se robaban el 70% del presupuesto, ello quiere decir que en lo que va del año se han salvado de la corrupción cerca de $840 mil millones. Nuestra obligación es saber dónde reposan esos recursos y en que se van a invertir“, manifestó la misma fuente.

Los funcionarios que deberán desfilar ante el Concejo para aclarar esas y otras inquietudes son los titulares de las Secretarías General, de Hacienda, de Planeación, del Interior, de Infraestructura y de Educación; así como del Fondo de Vivienda -Corvivienda; del Departamento Administrativo de Salud del Distrito -Dadis; del Instituto de Deportes y Recreación -Ider – y del Fondo Territorial de Pensiones.

Otras dudas

El Proyecto vincula recursos de capital no ejecutados de la vigencia del 2019 de fuentes como regalías y servicio general de participación. Por ello, según varios concejales, se requiere conocer si, por faltar menos de un mes para comenzar a estudiar el presupuesto del 2021, sería o no inconsecuente, además de desgastante, realizar dos estudios para el mismo propósito.

Adicionalmente, teniendo en cuenta que la mayoría de las dependencias han sido lentas al momento de ejecutar sus presupuestos, y sabiendo que a menos de cuatro meses de terminar el 2020 hay poco tiempo para adelantar los respectivos procesos licitatorios, hay inquietudes por la posibilidad de que deban autorizarse vigencias futuras.

Y, de igual forma, hay dudas por la solicitud de incorporación de recursos para pagar subsidios, ya que, según varios cabildantes, los recursos del Sistema General de Participaciones para Agua Potable y Saneamiento Básico ya están incorporados en el presupuesto.

Los autores de la proposición

Fernando Niño Mendoza, David Caballero Rodríguez, Carlos Barrios Gómez, Wilson Toncel Ochoa, Luis Cassiani Valiente, César Pión González, Lewis Montero Polo, Liliana Suárez Betancourt, Laureano Curi Zapata, Gloria Estrada Benavides y Hernando Piña Elles.

Los concejales que la respaldaron

A pesar de que, por diversos motivos (porque se auto-reconocen como amigos de la Administración o porque -en la práctica – están por fuera de coalición) sus firmas no aparecen en la iniciativa, al momento de votarla terminaron respaldándola los restantes concejales: Rodrigo Reyes Pereira, Kattya Mendoza Saleme, Carolina Lozano Benito-Revollo, Sergio Mendoza Castro, Lúder Ariza Sanmartín, Claudia Arboleda Torres y Javier Julio Bejarano.

Los ponentes del Proyecto de Acuerdo

La iniciativa que se estudia: el Proyecto de Acuerdo No. 028, “Por medio del cual se realiza una incorporación en el Presupuesto de Rentas, Recursos de Capital y Recursos de Fondos Especiales; las apropiaciones de funcionamiento y de servicio de la deuda, así como el Plan de Inversiones para la vigencia fiscal del 1 de enero al 31 de diciembre de 2020 en el Distrito (…)” (hacer click), tiene como ponentes a los concejales Fernando Niño Mendoza (quien a su vez es el presidente de la Comisión de Presupuesto), Lewis Montero Polo, Laureano Curi Zapata, Liliana Suárez Betancourt y César Pión González. Este último es el coordinador de ponentes.

.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es aviso-tinaja-domicilios.jpg

Publicaciones relacionadas

Cerrar