Historias

Alcalde de la Localidad Uno apela sanción que le impuso la Procuraduría

Ayer: martes 27 de octubre, la noticia para algunos es que, exactamente el mismo día en que se conmemoraba el primer aniversario de la elección del activista anticorrupción William Dau Chamatt como alcalde de Cartagena, fue sancionado con suspensión del cargo, por supuestas irregularidades, uno de los funcionarios más cercanos al burgomaestre: el alcalde de la Localidad Histórica y del Caribe Norte de Cartagena, Luis Negrete Blanco.

En efecto, mientras varios líderes del movimiento ‘Salvemos a Cartagena‘ publicaban en sus redes sociales mensajes alusivos a su complacencia porque un año antes “los cartageneros decidieron cambiar el rumbo de La Heroica y romper las cadenas de la corrupción“, como expresó en sus redes sociales la exzarina antimalandrines Lidy Ramírez Palencia, la Procuraduría General de la Nación publicaba en su portal oficial un comunicado de prensa anunciando que el ente de control disciplinario había sancionado al alto funcionario “por irregularidades en la compra de insumos sanitarios y de protección durante la emergencia sanitaria generada por el Covid-19” (leer remitido).

Para varios analistas, sin embargo, sobre este caso debe destacarse que, a pesar de tratarse de un fallo sancionatorio, en la práctica el alcalde local “la había sacado barata“, como se dice en estos casos.

La razón: el Ministerio Público, por intermedio de la Procuraduría Provincial de Cartagena, le había elevado a Negrete Blanco pliego de cargos “por haber presuntamente quebrantado con su conducta los principios de economía y eficacia“, y, “con respecto a la culpabilidad, en el aspecto objetivo las faltas se calificaron provisionalmente como gravísima; endilgándose como modalidad de la conducta a título de gravísima, también de manera provisional“.

De haberse confirmado estos cargos, en atención a lo establecido en el Código Único Disciplinario, a Negrete se le pudo sancionar con destitución e inhabilidad general de entre 10 a 20 años.

No obstante, por haberse cambiando la calificación de las faltas de “gravísimas a título de culpa gravísima” a “graves a título de culpa grave“, la sanción disciplinaria que le fue impuesta al alcalde local fue la suspensión del cargo por solo cuatro meses.

Tal como informó en su momento este portal, a pesar del impacto inicial de una queja interpuesta en mayo de este año por los ediles de la Localidad Histórica y del Caribe Norte José Romero PérezÁnderson Saer HermosillaDamián Hernández Anillo y Carlos Tuñón Heras, durante una de las audiencias del proceso se conocieron unos hechos que le dieron a este un giro de 180° (hacer click).

La apelación

A pesar de lo anterior, Luis Negrete apeló la decisión, configurándose el efecto suspensivo, es decir: el funcionario permanecerá en su cargo y será el próximo 4 de noviembre cuando se sepa si es no suspendido. En otras palabras: en segunda instancia se sabrá si se le revoca la sanción; si le confirma pero se disminuye el número de meses que estaría por fuera del cargo; o si le confirman los cuatro meses establecidos en el fallo de primera instancia.

En concepto de los apoderados del funcionario, los abogados Milton Pereira Blanco y Uriel Pérez Márquez, aunque son respetuosos de las decisiones de las autoridades y de los entes de control, esta, definitivamente, no la comparten, ya que están convencidos -señalaron – de tener suficientes elementos para acreditar la inocencia de Negrete, y por ello confían en que en la segunda instancia se revoque la sanción.

.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es aviso-tinaja-domicilios.jpg

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Cerrar